Vapear líquidos sin nicotina, una excelente opción para dejar de fumar.

Una de las mejores cosas que tiene el vapeo es que se puede escoger el nivel de nicotina en los líquidos e incluso podemos vapear líquidos completamente libres de nicotina. Existe todo tipo de ejemplos de hábitos dentro del vapeo. El objetivo de multitud de vapeadores es ir rebajando paulatinamente la concentración de nicotina hasta que llega a ser cero. Otros usuarios siguen vapeando líquidos con nicotina desde sus comienzos sin llegar a cansarse. También hay vapeadores que alternan líquidos con y sin nicotina, y por último un numeroso grupo al que pertenecen aquellos que al pasarse al vapeo simplemente han dejado la nicotina a un lado.

No todo el mundo desea vapear sin nicotina, no solo entre los ex-fumadores sino también entre los vapeadores. Lo que hay que entender es que vapear no es solo introducir nicotina en nuestro cuerpo, como si se tratara de un parche sustitutivo de nicotina, sino que es mucho más y la nicotina es un componente que puede o no ir asociado a nuestro vapeo. De echo existen muchas ventajas a vapear líquidos que no contengan nicotina y aquí os vamos a exponer algunas de esas razones.

A diferencia de los líquidos con nicotina, los líquidos sin nicotina están compuestos en la mayoría de casos de ingredientes de grado alimenticio. Si temes que los botes de nicotina se te viertan o caigan en manos que no deben, teniendo líquidos sin nicotina te evitas ese problema. Por supuesto cualquiera puede ser alérgico a alguno de sus ingredientes, pero esto es tan solo un problema de alergias y no tiene nada que ver específicamente con el vapeo.

Vapear es más seguro que fumar, afirmación que defienden multitud de estudios. Y en este caso, vapear sin nicotina es más seguro que vapear líquidos con nicotina. No obstante, también hay que tener en cuenta que la nicotina sirve en cierto modo como regulador. Una vez que tu cuerpo nota que tiene suficiente, te deja una sensación de saciedad hasta que el mismo cuerpo la vuelve a necesitar. Es posible que sin este limitador, una persona pueda tender a vapear más, aunque no existe una regla fija que diga que si vapeas sin nicotina vayas a vapear más.

En definitiva, vapear líquidos sin nicotina es una gran opción que, si bien no está libre de riesgos, sigue siendo una opción infinitamente mejor al tabaco, y se puede decir que es la forma más segura y menos adictiva de vapeo.

 


Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados